Ahora soy lead developer y no tengo mucha idea: anécdotas y reflexión

Primero que nada, me gustaría pedir disculpas (o permiso xD) si cometo algún error ortográfico en este artículo, se me olvidó pasar el aspell, el hecho es que, para ponerlos un poco en contexto, vengo de un rato un poco etílico.

Bueno, para empezar, quienes me conocen y están pendientes de mi desarrollo como profesional, saben que ahora estoy en un puesto de líder de proyecto en un startup de telefonía en la nube. Además, quien me conozca sabe que los temas gerenciales siempre me han dado ladilla, como decimos acá en Venezuela.

El tema es que siempre, desde que tengo personal a mi cargo, me he esforzado en hacerles entender que no trabajan para mi, sino conmigo, es decir, no soy su jefe, sino alguien que los debe ayudar a cumplir con sus obligaciones a tiempo y a quien le pueden preguntar en caso de alguna duda, en fin, alguien quien puede enseñarles, una especia de mentor o profesor o como quieran verlo. Para mi, la definición de un líder, debe ser alguien a quien respetas profesional y personalmente, alguien de quien consideras que puedes aprender y a quien no le molesta aprender de ti. Eso, para mi, es un líder.

Luego, está otro tema, uno que se remonta a cuando estaba estudiando en la UCAB y discutía temas diversos con mi pana Gerardo Barcia, gran fanático de los temas que tienen que ver con Gerencia de Proyectos. Uno de los temas que siempre causó controversia fue el del papel del Ingeniero en un proyecto: gerente o ejecutor.

Siempre abogué por el papel del Ingeniero como ejecutor de un proyecto, es decir si estudias supuestamente 5 años en una Universidad y te enseñan a programar y diversos conceptos de sistemas operativos y distribuidos, es para que los apliques en los sistemas que vas a implementar o en los proyectos que vayas a desarrollar, además, en el mundo de la informática se aplica mucho lo que yo llamo la cultura hacker, que es el hecho de respetar a alguien que sabe más que tú y que de verdad puedes comprobar que es así, es decir, alguien quien sabe de qué habla y de quien puedes aprender o, quizás no, quizás es simplemente alguien que está a tu mismo nivel pero que tiene las mismas ganas que tu de aprender y tiene la misma curiosidad científica por descubrir cosas y, quizás reinventar la rueda sólo para ver cómo funciona.

Por otra parte, mi pana Gerardo siempre pensó que el rol del Ingeniero en un proyecto es el del Gerente. Decirle a los técnicos qué hacer y cómo hacerlo, estimar el tiempo que deberían tardarse, supervisarlos, ver que lo que hacen cumple y aceptarlo o rechazarlo y dar directrices de cómo y por dónde debe encaminarse el proyecto, es decir, el rol del gerente de proyectos o, quizás, consultor.

¿Quién tenía la razón?

Pues creo que ambos, un Ingeniero en un proyecto debe cumplir ambos roles, sin embargo para poder liderar un equipo, siempre he dicho que debes tener experiencia suficiente como para poder decirle a alguien lo que debe hacer con total confianza, es decir, poder tener la habilidad, el conocimiento y la experiencia para conocer y prever imprevistos dentro del proceso y advertir a la persona acerca de con qué se podría encontrar.

El punto es que a mi pana Gerardo, le ha tocado programar, y programar duro, al igual que a mi. Desarrollar sistemas en los que alguien nos dice qué hacer y cuáles son las necesidades y debemos escribir software que las cubra o que las automatice de la mejor manera posible y sin poder tomar muchas decisiones acerca del cómo implementar las cosas.

Ahora a mi, aunque considero, quizás, no tener la experiencia necesaria, me toca liderar un equipo de programadores. Mi equipo me respeta profesionalmente y nos llevamos muy bien personalmente, de hecho, me parece que mi equipo está conformado por las mejores personas que alguien podría querer, todos le ponen muchísimas ganas e incluso han resuelto problemas en los que no tenía ni idea ni tiempo de revisar a fondo cómo solventarlos, obviamente, todos estamos aprendiendo, ellos porque aún están estudiando en la Universidad y el trabajo les sirve de experiencia y yo porque es mi primer trabajo al frente de un equipo.

Como persona a cargo de un equipo, he metido la pata y mucho, desde estimando tareas que toman más de lo que pensé, porque en realidad no eran una tarea sino muchas que eran necesarias para cumplir un objetivo, causando que quizás la persona se frustrara porque se tardó mucho haciéndola, hasta viendo dependencias entre tareas que eran obvias y asignándolas de manera errada con prioridades distintas y retrasando algunas entregas, sí, lo se, terrible. Pero el colmo, y lo que me hace escribir este artículo es que ocurrió algo en una reunión que me hizo cuestionarme a mi mismo como líder de proyecto y como Ingeniero a cargo de un proyecto:

Hace más o menos un mes y medio, se discutió el flujo de un proceso y cómo debía ser implementado yo dije que debía ser de X forma y el CEO dijo que debía ser de Y forma, al final, se hizo de la forma Y, pero el tiempo demostró que la forma X era la correcta, entonces, tiempo y esfuerzo quizás perdidos. No me duele mi tiempo y mi esfuerzo, sino el de mi equipo porque fue mi culpa que las cosas no se hicieran bien desde el principio, no se, capaz me faltó liderazgo o capacidad de algo en el momento de la primera discusión, no lo se, el punto es que, reflexionando, capaz producto de las bebidas espirituosas de hoy, he empezado a pensar que quizás no estoy listo para asumir responsabilidades de este calibre aún, quizás sea algo de actitud o quizás sea algo de aptitud. Ustedes, ¿qué piensan?.